Novedades 

Entérate de las noticias, eventos, cursos y capacitaciones que construimos especialmente para ti. 

JFK presenta su unidad de microfinanzas

Noticias, publicado el 31 de Agosto de 2021

Ante las coyunturas actuales del sector productivo, JFK Cooperativa Financiera ha diseñado una línea de microcrédito que se brindará en Bogotá.

En la foto, Myriam Consuelo González, asociada y propietaria del taller de confecciones.

Las dificultades propias de un año todavía bajo las circunstancias de la pandemia global han propiciado la necesidad de recurrir al crédito para fortalecer los negocios en Colombia. Frente a esta realidad, JFK Cooperativa Financiera ha consolidado una unidad de microfinanzas orientada a apoyar el crecimiento de las microempresas.

Esta solución se dirige tanto para los asociados de la cooperativa como para clientes nuevos, y consiste en financiarlos por medio de créditos destinados a capital de trabajo, compra de activos o fortalecimiento de la unidad de negocio (inventarios, renovaciones o adecuaciones locativas, etc.) y compra de cartera”, explica Flor Dayana Romero, coordinadora de la unidad de microfinanzas de JFK Cooperativa Financiera.

Se trata de un portafolio pensado en los microempresarios, y que de momento ha sido lanzado en la localidad de Bosa en Bogotá, en donde de acuerdo con cifras de la Cámara de Comercio de Bogotá, para 2020 se concentraban cerca de 34.173 microempresas, y cerca de 300 empresas pequeñas. Bosa junto con Kennedy son localidades de tradición comercial con negocios estables y en su mayoría bancarizados.

Dicha vocación comercial hace que sea atractivo para JFK Cooperativa Financiera dar este paso en la capital de la República. “Nuestras expectativas son grandes. Empezamos en la localidad de Bosa, en Bogotá, zona en la que sabemos que podemos brindar un acompañamiento a los microempresarios de estratos 1, 2 y 3, de distintos sectores de la economía (manufactura, servicios y comercio), a quienes queremos ayudar a fortalecer sus negocios”, comenta Romero.

El propósito de esta unidad de microfinanzas es ayudar a los empresarios a crecer y fortalecer sus unidades de negocio con préstamos que van desde 500.000 pesos hasta 25 salarios mínimos mensuales legales vigentes, con el apoyo de una entidad financiera del sector solidario que es reconocida por su solidez y respaldo.

Como señala Romero, el beneficio principal de solicitar un microcrédito con la cooperativa es la posibilidad de contar con servicio y asesoramiento especializado y acceder a tasas de interés competitivas frente a la banca tradicional.

En la cooperativa orientamos al empresario no solo en la solicitud del crédito sino además en el análisis financiero de sus inversiones, de la destinación de esos recursos para que tomen buenas decisiones que los lleven al crecimiento del negocio. Todo emprendedor que ya tenga su negocio funcionando puede acceder a este portafolio”, agrega.

Microcrédito: un dinamizador de la reactivación

La reactivación del país empieza por el impulso del sector productivo, uno de los más golpeados durante la pandemia. Es por eso que se fortalece esta unidad de microfinanzas de JFK Cooperativa Financiera que se convierte en una alternativa en microcrédito para los empresarios, quienes podrán mejorar su calidad de vida y la de sus empleados.

El microcrédito es una opción financiera que puede ser una herramienta pertinente para salir de un momento difícil, bien sea por falta de recursos para trabajar, comprar inventario o pago de deudas.

Entre los objetivos de este tipo de productos financieros están la búsqueda de crecimiento sostenible con un trámite poco complejo que cuenta con el acompañamiento especializado de la cooperativa, quien evalúa las necesidades del negocio y sus condiciones comerciales para brindar la asesoría idónea al empresario, lo que además lo orienta frente al tipo de deuda que va a tomar sin enfrentar un problema financiero más adelante.

Contamos con asesores externos que trabajan para buscar a esos emprendedores con necesidades financieras, informarles sobre las bondades de pertenecer a la cooperativa y las ventajas que tiene para ellos y su negocio, acceder a nuestro microcrédito”, afirma Romero.

Esta línea de microcrédito está dirigida a microempresas que, por definición, son actividades económicas conformadas por personas naturales o jurídicas en enfoques empresariales, agropecuarias, industriales, comerciales o de servicio, de carácter rural o urbana, cuya planta de personal no supera los 10 trabajadores o sus activos totales, excluida la vivienda, son inferiores a 500 SMLMV.

Fuente: Portafolio